La vida consiste en equivocarse, cada uno a su manera. -Manuel Vicent-

Es preciso tener un caos dentro de sí para dar a luz una estrella fugaz.-Nietzsche-

La vida es una mezcla de aquello que deseamos hacer con ella y aquello que somos capaces de hacer con lo que ella nos trae.-Sergi Bellver-

lunes, 23 de febrero de 2009

Inmediateces XX



DE VUELTA



Lo aprendí todo demasiado tarde.

Siempre fui en dirección contraria.

De ida, cruzándome con los que me daban mil vueltas.

Sigo caminando al revés.

Pero ahora soy yo la que vuelvo.



6 comentarios:

NáN dijo...

como casi siempre, lo mejor de ti.

Aguantando Mecha dijo...

Da igual estar de ida que de vuelta, lo importante es ir siempre en dirección contraria.

Nunca lo hubiera expresado tan bien como tú.

Besos que no se acaban, Ignacio

Elen dijo...

Lo verdaderamente importante es moverse, aunque sea a contracorriente.
Un beso, tocaya.

kika... dijo...

nunca se aprende demasiado tarde

sobre todo cuando se trata de aprender que en realidad nunca es nunca...

(besos, bellaaaaaaaaaa)
K

el diari de kafka dijo...

Aunque lo aprendiste tarde, lo aprendiste.
Lo peor es no aprender nunca, ¿no?

DoctorMente dijo...

¿Cuántas patas dices que tienes?